Catálogo "Ahuacatlmolli/Guacamole"

martes, enero 04, 2011

Hasta siempre Pedrito

Viendo estas 2 fotos es fácil imaginar que es el comienzo y el final de un cuadro. Pero es uno de esos cuadros que se recuerdan. Fue el 1º cuadro que pintó Pedro (antes del verano del 2006): un río con flores, con el que aprendimos mucho los dos. Él fue el mayor de mis alumnos durante un par de años.
Esta es una selección de algunos de sus cuadros, que pintaba con humildad pero con muchas ganas; los de abajo son los últimos que pintó en mis clases (2008). Descubrí-mos que nunca es tarde para aprender, y que a pesar de la debilidad de los años se podía pintar mientras la inspiración y las ganas de aprender existan. También descubrimos que el mundo es un pañuelo, pues resultó ser vecino de mi padre.

Pedro nos dejó hace unos días porque su debilitado corazón no pudo resistir otro achaque. Dejó a su amor, de esos que escasean en estos tiempos, pues más de 50 años juntos no los cumple cualquiera, y dejó una amplia familia. Pedro fue sastre aquí, y emigrante; regresó y triunfó ganándose el paladar de muchos con la recordada Hamburguesería Ceibe de Vilagarcía. Pedro me contaba que desde pequeño le gustaba dibujar, pero en sus tiempos eso le fue imposible. No pudo conservar algunos de sus dibujos; y le parecía increíble que en sus años de jubilado pudiese cumplir uno de sus sueños : pintar cuadros y estrenar el maletín de óleos que le habían regalado sus hijas. El domingo nos contaba mi padre que Pedrito (como le conocían algunos) también sabía tocar la guitarra y la harmónica. Me quedo con su seria discreción y su sonrisa al saludarme, con resultados glucémicos , algún mareo y una enorme cicatriz que me dejó impresionada, con las fotos de sus cuadros que colorearán los recuerdos de sus seres queridos... Me quedo con sus ganas de venir a clases de pintura sin importar la edad. Me quedo con su cara de sorpresa cuando se detuvo a ver de cerca mi pequeño cuadro de "El empiezamiento de la cuesta azul con piña"... Me quedo con la energía interior... y es que además "nunca es tarde si la dicha es buena".


Aquí estaba Pedro pintando junto a sus aplicadas compañeras.

Fotos: la profe Marthazul


2 comentarios:

Marthazul... dijo...

Se me olvidó decir que fue el único de mis alumnos hacía los deberes, pq en los meses q no venía por vacaciones suyas o mías, pintaba en casa y después me traía el cuadro avanzado :)

Corazón de arroz dijo...

uf, q me haces saltar las lágrimas. Yo también perdí a un abuelo-alumno y me acuerdo tanto de él...